home climbing areas field notesknowledgedisclaimercopyrightcontactdonate


Re-equipamiento en Frey


(escrito en Abril de 2005)

Por Rolando Garibotti.

La creciente popularidad de la escalada en nuestro país en los últimos años ha generado una explosión en el número de sitios de escalada, en particular escuelas de escalada deportiva equipadas con clavos de expansión (parabolts, espits, sikados u otros). Esta tendencia presenta una serie de interrogantes en relación a la calidad del material utilizado y a cuestiones éticas relacionadas al uso de seguros fijos.

Aunque por años no se pensó en evaluar la resistencia y la longevidad del material utilizado para equipar, la popularidad de este deporte hace que tengamos que re-evaluar esta cuestión. A diferencia de un clavo normal o un seguro móvil (Friends, stoppers, micros, etc) no es posible inspeccionar el estado y evaluar la resistencia de un “clavo de expansión” una vez colocado, por lo tanto quienes colocan este tipo de fijación tienen la responsabilidad y la obligación de colocar seguros de buena calidad.

Si bien en el caso de la escalada clásica o tradicional los seguros móviles pueden a veces tener valores de resistencia muy bajos, siendo que el escalador mismo los coloca, resulta bastante fácil juzgarlos. Gran parte del juego que este tipo de escalada implica es, justamente, el aprender a colocarlos y juzgarlos debidamente, y aprender a aceptar el riesgo que esta serie de decisiones implican. No se puede decir lo mismo de los clavos de expansión, que al estar “embutidos” en la roca y cubiertos por una chapa, son desde cierto punto de vista impredecibles.

La problemática que se presenta en la zona de Frey en Cerro Catedral, Bariloche, puede ser un ejemplo útil. Hacia el fin de los años 80 se comenzaron a utilizar brocas auto-perforantes (espits) en combinación con chapas caseras, con el fin de abrir vías nuevas en placas que no permitían ningún otro tipo de protección. En su momento éste era el único material disponible, pero por sus bajos valores de resistencia, tanto los espits como las chapas caseras son inadecuados para la escalada. Por suerte las chapas caseras se han dejado de colocar casi por completo, pero no se puede decir lo mismo de los espits, que siguen siendo colocados hasta el día de hoy. Varios estudios muestran que la resistencia de estas brocas auto-perforantes suelen no pasar los 350 kilos, una resistencia demasiado baja como para ser considerada adecuada. El problema del espit reside en el diseño de la broca auto-perforante y no en el tipo de chapa que se utilice en combinación con el mismo.

Hacia fin de los años 90 se empezaron a usar parabolts y chapas de acero zincado en algunos casos. Ya que los parabolts tiene una resistencia adecuada para la escalada este cambio fue un paso adelante, pero el uso del acero zincado debe ser re-evaluado. De acuerdo a la FFME (Federación Francesa de la Montaña y la Escalada) y a la ASCA (American Safe Climbing Association) la vida útil de los parabolts y chapas de acero zincado es de 10 años, mientras que los de acero inoxidable de igual tamaño tienen una vida útil de 40 años. Estos valores de durabilidad dependen mucho de la humedad ambiental y de la exposición, pero lo que es importante es que el acero inoxidable tiene una vida útil cuatro veces mas larga. Esta longevidad evita la necesidad de sucesivos re-equipamientos que no sólo insumen mucho trabajo, sino que también implican una degradación progresiva de la roca, con múltiples agujeros uno al lado del otro, ya que salvo raras ocasiones el mismo agujero no puede ser reutilizado. Por estas razones las chapas y los parabolts de acero inoxidable, a pesar de costar cuatro veces más, son la única solución viable a largo plazo. Haciendo un balance costo-durabilidad, sin duda el acero inoxidable es más conveniente, ya que cuesta y dura cuatro veces más, pero permite evitar la degradación de la roca y el trabajo de los re-equipamientos.

Dado que entre 1987 y 1994 coloque muchísimos espits y chapas caseras en la zona de Frey, y que desde 1989 soy el autor de la guía de escaladas para esta zona, entre Febrero y Marzo de 2005 pasé tres semanas dedicado a cambiar muchos de los espits y chapas caseras existentes. En total re-equipé cerca de 62 vías, cambiando un total de 270 espits por parabolts y chapas de acero inoxidable, cubriendo los costos con un martillazo a mi propia alcancía.

Para este re-equipamiento utilicé parabolts de acero inoxidable Fixe modelo “Triplex”, que tienen un diseño particular, con una camisa exterior que los hace más resistentes a la tracción que los parabolts normales y que permite que sean extraídos y cambiados. Esto último es importante, ya que en el futuro, cuando sea necesario será posible reemplazarlos sin tener que hacer otro agujero más.

Tengo la esperanza que, poco a poco, sean más y más los abridores y equipadores de vías que utilicen acero inoxidable. Por ahora la opción más viable para conseguir parabolts y chapas de acero inoxidable en Argentina es traerlos de Brasil. La compañía Bonier de Curitiba fabrica en acero inoxidable chapas simples, chapas “dobles” para reunión y rapel, y parabolts a precios muy competitivos (11 pesos por cada combo chapa-parabolt aproximadamente). El importador de Petzl en Argentina también tiene disponibles este tipo de productos, aunque a precios mucho más elevados (42 pesos por cada chapa-parabolt de 10mm). Por otra parte Nicolás, Agustín e Ignacio Unsain que, como servicio comunitario y sin fines de lucro, llevan varios años fabricando chapas y parabolts de acero zincado, están evaluando la posibilidad de fabricar productos similares en Argentina.

Hay que recalcar la imposibilidad de combinar chapas de acero inoxidable y parabolts de acero zincado, o viceversa. Cuando dos metales están en contacto se forma una diferencia de potencial entre ellos, y la junta funciona como una pila que transporta corriente de un metal a otro produciendo rápidamente corrosión. La corrosión depende del "índice anódico" de cada material. Cuanto mayor es la diferencia de esos índices mayor es la corrosión. El acero inoxidable tienen un índice 0,5, el acero zincado/cadmeado de 1,20 y el aluminio de 0,75 a 0,90. O sea que hay más diferencia y por lo tanto mayor corrosión y deterioro entre el acero inoxidable y el acero zincado/cadmeado, que entre el acero inoxidable y el aluminio o que entre el acero zincado/cadmeado y el aluminio. Para usos al exterior se recomienda que la diferencia en el índice anódico no sea mayor a 0,15, por lo tanto ninguna de las combinaciones mencionadas anteriormente son satisfactorias.

Una de las razones por las cuales se han seguido utilizando espits hasta el día de hoy en Frey es la facilidad con la cual pueden ser colocados, sin necesitar un taladro. Sin embargo hoy en día existen varias opciones que permiten colocar parabolts sin taladro. La mejor es la “manija” Petzl “Roc Pecker” (200 pesos aproximadamente). Esta manija acepta mechas SDS de cualquier diámetro. Otra opción mucho más barata es usar una mecha como manija, acolchándola con un poco de colchoneta y cinta adhesiva, martillando directamente sobre la misma para hacer el agujero. También es posible hacer agujeros para parabolts con un manija para espits a la cual habría que alargarle el tornillo de la punta, dependiendo del largo de parabolt que se pretende colocar.

Consideraciones éticas.

La aparición de innumerables escuelas de escalada deportiva (palestras naturales equipadas exclusivamente con clavos de expansión) en los últimos años ha llevado a que se considere como inevitable e indispensable el rol protagónico del “clavo de expansión”. Si bien gran parte de las escuelas que se han equipado no permiten ningún otro tipo de seguros, parece que por costumbre se ha transferido su uso a zonas y rutas donde previamente estos no eran considerados necesarios.

Un ejemplo puntual es la vía González-Iglesias en la Punta Luhrs del Cerro López. Esta vía fue escalada en los años 60 utilizando seguros naturales (clavos mayormente) y, a pesar de que, gracias a los avances del equipo, puede ser escalada de manera segura usando casi exclusivamente seguros móviles, hace poco fue equipada enteramente con parabolts y químicos. Muchos de estos seguros fijos están colocados al lado de fisuras que aceptan seguros móviles perfectamente. Poco después hubo una propuesta de llevar adelante un equipamiento similar en la vía Normal de la Torre Principal del Catedral, que por suerte fue frenada a tiempo. Si bien estos casos son particularmente extremos, esta tendencia de considerar como inaceptable los niveles de seguridad de vías antiguas se ha extendido más de lo esperado.

Durante el re-equipamiento que realicé en Frey no agregué parabolts en ninguna de las vías, y en varios casos saqué parabolts o espits que habían sido agregados a vías ya existentes. Respetar el carácter de las vías existentes es una norma aceptada en todo el mundo y es la mejor manera de garantizar que varios estilos de escalada puedan coexistir en una misma zona, preservando la riqueza que cada uno de ellos aporta. No porque hoy este de moda la escalada segura, con riesgos limitados, hace falta uniformizar las vías que proponen un tipo de experiencia diferente. La única manera de preservar el espacio de libertad que nos ofrece la escalada es respetando esta diversidad.

Para parte de los escaladores, el atractivo de la escalada reside en afrontar, cuanto más posible, en sus propio términos los problemas y las adivinanzas que nos presenta la naturaleza. Este tipo de filosofía implica sobre todo minimizar el uso de seguros fijos, en particular clavos de expansión, con la idea de que el encanto de la escalada reside en la riqueza del proceso, la profundidad de las sensaciones que nos brinda, y no en alcanzar un punto geográfico determinado. Siendo que el terreno de aventura es un recurso limitado, ya que algún día acabaremos por escalar toda la piedra disponible, el valor de esta filosofía reside en maximizar el rédito que nos brinda cada metro transitado.

Los ingleses en particular, han adoptando este tipo de ética, que les permite transformar veinte metros de una roca cualquiera en una gran aventura que puede requerir varios años de esfuerzo y regalar una experiencia más que memorable. Usando una serie de estilos que van del “a vista común” a practicar las vías con cuerda de arriba por varios días antes de puntearlas (head-point), logran minimizar el uso de los seguros fijos y preservar de esa manera cuanto más posible el carácter original de la roca. Este tipo de ética requiere mucha paciencia, pero siendo que lo que alimenta el alma no es el punto geográfico alcanzado sino la calidad del camino recorrido, que apuro puede haber?

Si bien personalmente no creo que sea adecuado pretender que todos tengamos la misma visión y practiquemos la actividad de la misma manera, si me parece importante que como comunidad como mínimo respetemos el legado histórico, a veces incomprensible, que nos ha sido encomendado.

Apéndice.

Para aquellos que planeen visitar Frey en el futuro incluyo la lista de las vías que re-equipe.

Aguja Frey
Sifuentes-Weber
Vía del Espolón y variante Luthi
Peor es casarse
Peor es ser virgen
Conjuntivo metafórico
Reinos Prohibidos
Señor de los anillos de cuero
Pasión gitana
El Patio de mi casa
Ciudad de mentiras
Campanas del infierno
Morir cada día
Diedro de Jim (un espit de relevo).

Sector Yan Pipol
Sudor Frío
Yan Pipol
Azrael
Porriñete
Cerditos en el espacio

Sector Plantitas
Wish you were here
Macacrones en su tinta
Delirio Tropical
Plantitas, relevo

M2
Socotroco
Aqualung
Necesito un tampón
Show de Manos
Dedos empastados
Dedos de acero (un espit)
Relevo-rapel en la cumbre

Abuelo
Relevo-Rapel en la cumbre por la vía normal

Sector de torneos y competencias
Vivir del pasado (no todos)
Respirando recuerdos (no todos)
La libertad esta en manos privadas (uno en el relevo)

El Tonto
Meteoritos
El Cortito no!!
Soledad intrascendente
Variante a la derecha de “se me quema el prussik”
Horas de vuelo
Baby boom relevos

El Nabo
Latin lover (falta cambiar los dos primeros)

La Vieja
Del Frente (sorprendentemente había sido re-equipada con espits!!).
Julie
Bermudas con sangre

Aguja Principal
Vía Normal, ultimo largo y rapeles

La Tapia
Deriva de los incontinentes
Existir sin nombre
Historia sin fin
Dos años después
Jungle en Folie (algunos en relevos. Jaime ya había re-equipado en inox unos cuantos).

Aguja CAC
Ultimo recurso
Rapeles

Cohete Lunar
Objetivo luna (ante-ultimo y ultimo relevo)

Banana
Espejo interior (un par de espits en el ultimo largo y en algún relevo. El resto ya eran parabolts inox)
La Condena de la Libertad (solo un par)

Aguja Campanile Esloveno
Califa Fósil (mejore algunos de los relevos y baje uno de ellos un par de metros a un lugar mas cómodo – todavía se puede rapelar con cuerda de 50 metros)
Fonrouge-Betoncelj, variante en libre
Descansa en Paz
El mundo que espera


SITEMAP

If you find this web page useful, please consider making a donation

CLIMBING AREAS
Chaltén Massif
Cerro San Lorenzo
Cerro Murallón
Cerro Riso Patron
Cerro Catedral/Frey
Tetons (USA)

FIELD NOTES
Trail restoration work
Acces/Acceso

KNOWLEDGEDISCLAIMER COPYRIGHT CONTACT DONATE
Weather
Resources